Los juegos que lideran en eSports y lo que tiene que saber de ellos

​​Los juegos de eSports en línea están compuestos por diversas disciplinas, entre las que se cuentan la lucha, los deportes y los juegos de cartas coleccionables. Pero la escena, cada vez más competitiva, está claramente dominada por los videojuegos de disparos en primera persona (FPS por sus siglas en inglés) y los de campo de batalla multijugador en línea (MOBA). Vamos a echar un vistazo a los dos juegos más populares en cada una de estas categorías.

Counter-Strike®: Global Offensive (CS:GO) Desarrollador: Valve

Counter-Strike: Global Offensive es un juego de disparos en primera persona en equipo con armas modernas. Equipos compuestos de cinco miembros se enfrentan entre sí en una serie de rondas, de forma bastante similar a lo que ocurre en los deportes tradicionales. Existen dos bases de operaciones en cada mapa de juego, marcadas como A y B, y el equipo ofensivo, «los Terroristas», ha de colocar una bomba en una de las dos bases, que a su vez defenderá hasta que salte el temporizador de la bomba, dándole la victoria. El equipo defensor, «los Antiterroristas», inicialmente toma el control de ambas bases e intenta impedir que la bomba sea instalada en un período de tiempo limitado en el juego. Ambos bandos pueden ganar la ronda si eliminan a la oposición. Repasando la historia de la franquicia, Counter-Strike ha estado en el mercado desde 1999 en varias versiones y recibió su primer lavado de cara en 2004. Esa novedad fue Counter-Strike®: Source (que se lanzó aproximadamente a la vez que Counter-Strike®: Condition Zero, un videojuego más centrado en el jugador individual tradicional que eSports). Counter-Strike: Source es la versión mejorada y actualizada del título Counter-Strike original, desarrollado por Valve con el que fue por entonces su más reciente motor de videojuegos, con el adecuado nombre de Source: el mismo motor que dio vida a productos como Half Life. Counter-Strike: Source fue líder en el espacio de videojuegos de disparos en línea durante 8 años, un tiempo muy largo en un panorama tan continuamente cambiante como es el sector de los videojuegos en línea. En 2012 se lanzó una versión actualizada del juego, conocida como Counter-Strike: Global Offensive. Global Offensive tardó bastante tiempo en ser aceptado en la escena eSports, pues muchos intentaron aferrarse a su predecesor (discutiblemente, la mejor versión), que había sido refinado a lo largo de muchos años. Esto hizo que la serie de Counter-Strike tuviese menos tiempo en eventos debido a la división de las comunidades, pero tras significativas mejoras en el desarrollo de Valve, los equipos y jugadores de CS, así como los organizadores de los eventos, gradualmente aceptaron el juego.

Counter-Strike: Global Offensive es en la actualidad EL videojuego de disparos líder en el mundo1 con millones de jugadores conectándose cada día. También cuenta con un enorme público en línea viendo a los equipos profesionales competir en ligas creadas por muchos organizadores, entre ellos ESL, Dreamhack y MLG. El siguiente hito será una liga televisada, organizada por Turner, que ayudará a asegurar que Counter-Strike: Global Offensive sea el líder indiscutible en videojuegos de disparos en equipo este año.

League of Legends® (LoL) Desarrollador: Riot Games

League of Legends forma parte de un género en expansión: videojuegos de campo de batalla multijugador en línea, o MOBA por sus siglas en inglés. Se caracteriza por jugarse con dos equipos de tres o cinco jugadores que se enfrentan en un campo de batalla. Cada jugador selecciona un personaje campeón único con un papel y conjunto de habilidades específicos para el juego. El jugador procede a subir a su personaje de nivel, permitiendo a su equipo acceder a habilidades y también a comprar objetos para que los campeones individuales logren el objetivo final: destruir el núcleo principal de la base del otro equipo.

 A diferencia de Counter-Strike, League of Legends no se juega en una serie de rondas; una comparación más apropiada sería con un deporte como el fútbol americano, donde un tira y afloja gradual y los turnos de posesión en el campo de juego determinan la ventaja en la acción final: vencer la línea última del oponente, su base.

En lo relativo a su historia, League of Legends fue lanzado en 2009 como un juego gratuito con opción a microtransacciones. LoL, como se conoce popularmente, era visto como el principal competidor del videojuego Defence of the Ancients (DOTA), que aún existe y es muy popular. El desarrollador, Riot Games, es a la vez distribuidor y desarrollador, lo que les facilita mejorar el título con nuevos modos, nuevos campeones y nuevos objetos. Esta ventaja mantiene el juego fresco tanto para los jugadores antiguos como para los nuevos.

Riot Games es también el organismo regulador en materia de torneos y ligas para LoL. Esto incluye la Championship Series (torneos por el Campeonato del Mundo), que empezó en 2013 y organiza una serie de ligas en Europa, Norteamérica, Latinoamérica, China, Corea, Oceanía, CEI y otros lugares. Los equipos profesionales compiten en estas ligas durante todo el año con el objetivo de alcanzar el Campeonato del Mundo.

¿Qué importancia tiene LoL exactamente? En los Estados Unidos de América, el Servicio de Ciudadanía e Inmigración reconoció a los jugadores de League of Legends como atletas profesionales, concediéndoles el acceso a una categoría especializada de visados y facilitando que los jugadores extranjeros puedan entrar en el país y jugar en los torneos organizados.

Por supuesto, un nuevo año significa una nueva temporada de la Championship Series, con una prueba de fuego para Riot Games: si podrán o no batir su récord de espectadores del Campeonato del Mundo 2015. Las estadísticas generales para 2015 arrojan un recuento de 360 millones de horas vistas del Campeonato del Mundo, 334 millones de impresiones únicas y una audiencia simultánea media de 4,2 millones de personas2.

¿Qué impacto tendrían Counter Strike y League of Legends en su negocio, y por qué merecen ganarse su atención? Con una comunidad tan grande y activa, estos títulos han moldeado indudablemente el panorama de los videojuegos tanto en las esferas de la competición como en las de los usuarios. Su crecimiento se debe a su fórmula de juego simple pero efectiva. Fácil de aprender, aunque difícil de dominar, se prestan enteramente al mercado del espectador, donde miles sintonizan para ver las competiciones, aprender tácticas y apoyar a sus equipos y personalidades favoritos. Más de 134 millones de personas vieron eventos eSports en 20153. Las oportunidades de negocio existen no solo en el hardware con el que se juegan los videojuegos, sino también en la cultura que los rodea, con emisiones en directo (streaming), influenciadores sociales y eventos competitivos, todos buscando afiliación corporativa.

NOTAS AL PIE: